¿Abuso de poder? Policía le pegó una trompada en la frente a joven monteriano

1903

En el barrio Sucre, se registró este miércoles 21 de marzo, un caso de abuso de autoridad por parte de la Policía.

Un patrullero de la policía le propinó un golpe en la frente a un hombre identificado como Anuar Bechara Mendoza de 30 años de edad, mientras que se le realizaba una requisa a su vehículo. Los hechos son materia de investigación por parte de las autoridades.

Bechara Mendoza, aseguró que  los patrulleros Edison Atencio con número de placa 183207 y el subintendente Edwin Bolaños Meza con número de placa 081177 de la Policía Metropolitana de Montería, violentaron el debido proceso “incriminando y agrediendo físicamente a un ciudadano”.

EL ciudadano afectado relató, que los agentes lo interceptaron en una patrulla motorizada con el objetivo de hacerle una requisa a él y a su carro. Al no encontrar nada irregular plantaron medio cigarrillo de marihuana y cuando reclamó por el hecho lo agredieron físicamente con un golpe en la frente.

“Yo me bajé para que uno de ellos me requisara, mientras tanto el otro registraba el vehículo y fue ahí cuando de repente sacó el cigarrillo diciendo que lo había encontrado en la parte de atrás. Enseguida les reclamé diciendo que no era mío y que seguro ellos me lo habían puesto, fue ahí cuando Atencio me golpeó en la cara y me causó un hematoma en la frente”, manifestó Bechara en la denuncia que quedó registrada en la Fiscalía.

Tras recibir el golpe, el hombre que estaba un poco aturdido por la situación decidió grabar con su celular el procedimiento, como lo indica el Nuevo Código de Policía, asimismo, pidió a los uniformados que se identificaran para hacer el denuncio, petición a la que los policías se negaron.

Por si fuera poco, en su denuncia Bechara indicó que los policías se negaron del hecho y dijeron que iban a decir que la culpa del golpe había sido de él.

 “‘Nosotros vamos a decir que te golpeaste con la puerta del carro’, me decía uno de los agentes mientras el otro decía que lo iba negar todo”, relató Anuar en su testimonio, indicando que los policías le respondieron eso cuando él les dijo que los iba a denunciar.

Tras la bochornosa escena en la que se evidenció un abuso de poder,  los policías le hicieron un comparendo a Bechara Mendoza por valor de $200 mil. El hombre decidió no firmar porque él sostiene que fue un atropello y además lo incriminaron.

Por su parte la Policía Metropolitana de Montería, en cabeza del comandante Rojas Pabón, no se han pronunciado frente a la denuncia hecha por el ciudadano monteriano.

Diario Siglo XXI